Causas de una relación sexual dolorosa

El dolor durante una relación sexual puede ir de leve a severo, pero donde sea que se ubique en la escala de intensidad, este puede sin duda cambiar el sexo de ser algo placentero a ser indeseado. El dolor durante la relación sexual se llama en términos médicos dispareunia y puede causar problemas en la vida íntima de una pareja, pero también puede afectar la vida de una mujer en general. Es por eso que es importante entender las posibles causas de las relaciones sexuales dolorosas y qué puede hacer para prevenirlas.

En la mayoría de los casos, el dolor que una mujer siente durante la penetración se debe a la resequedad vaginal. Esta condición puede ocurrir durante períodos de cambios hormonales, como durante el embarazo, la lactancia o la menopausia. La resequedad también puede ser la causa de dolor si una pareja no dedica tiempo suficiente a la excitación previa, no haciendo que la mujer se excite lo suficiente para estimular suficiente lubricación natural.

Razones para la resequedad vaginal

La razón para la resequedad vaginal durante la menopausia, el embarazo o la lactancia es una caída de los niveles de estrógeno. El estrógeno es una hormona sexual femenina que está a cargo de mantener las paredes vaginales gruesas, elásticas y lubricadas. Cuando los niveles de estrógeno se reducen, el tejido vaginal se vuelve más delgado y menos elástico, y la lubricación se reduce significativamente, causando resequedad y daño de tejidos durante la penetración, ocasionando dolor e inflamación.

Si este es el caso, intente usar un humectante vaginal o un lubricante que pueda dar alivio a la resequedad y permita una vida sexual sin dolor y placentera. La principal diferencia entre estos dos tipos de productos es que los humectantes está diseñados para ser usados a diario, proporcionando humedad continua que le ayudará a hacer ejercicio y a disfrutar cualquier actividad física sin la sensación de fricción y molestia en su zona íntima, mientras que los lubricantes están destinados para ser usados antes de tener relaciones sexuales, ofreciendo un efecto que dura por un corto período de tiempo.

Otras molestias

Si el dolor que siente durante el sexo está conectado a comezón, ardor o inflamación, seguido de una secreción blanca, migajosa, usted puede tener una candidiasis. El dolor también puede ocurrir si tiene vaginosis bacteriana – en ambos casos, evite tener relaciones sexuales hasta que la infección esté bajo control y el tejido dañado haya sanado. Consulte con su doctor para tener una terapia apropiada y considere el uso de un producto prebiótico que pueda estimular el crecimiento de bacterias benignas en la vagina.

Otros casos que pueden hacer que sienta dolor durante las relaciones sexuales incluyen:

  • Algunas ETS
  • Episiotomía o un desgarro creado durante el parto
  • Algunas condiciones médicas como la endometriosis y la enfermedad pélvica inflamatoria
  • Problemas sicológicos como estrés, ansiedad, depresión, inseguridad acerca de su apariencia física, miedo o problemas en una relación
  • Tener sexo muy poco tiempo después de dar a luz o tener una cirugía en la zona pélvica

"En la mayoría de los casos, el dolor que una mujer siente durante la penetración se debe a la resequedad vaginal. Esta condición puede ocurrir durante períodos de cambios hormonales, como durante el embarazo, la lactancia o la menopausia."